La Hacienda Yaxcopoil se fundó en el siglo XVII. Su nombre significa en la lengua maya “lugar de los álamos verdes”. La hacienda reúne en su historia los tres grandes periodos del Yucatán de ayer, la vida prehispánica, la colonial y el auge henequenero de finales del siglo XIX y principios del siglo XX.

Con más de once mil hectáreas de terreno en su época de mayor esplendor, Yaxcopoil fue considerada una de las fincas rústicas más importantes por su tamaño y magnificencia, tanto en el ramo ganadero como en el henequenero. No obstante con el paso del tiempo y con los continuos procesos de cambio político, social y económico en la región, su extensión se vio reducida a menos del 3% de su antigua superficie.

En la actualidad la hacienda está convertida en un parador y museo de carácter privado, que procura mostrar con la mayor veracidad y sencillez, los espacios y mobiliarios que se acostumbraba a usar en las épocas de esplendor.

Debido a sus edificios de clásico estilo rural, Yaxcopoil es, sin duda alguna, la finca henequénera más conocida en la región, ya que su casa principal y planta han servido de escenario para filmaciones de varias películas y programas para la televisión.

Viajando por la carretera rumbo a las ruinas de Uxmal, al pasar por Yaxcopoil surge de inmediato la edificación que más la caracteriza, su monumental “arco doble Morisco” del período colonial, quizá el más hermoso de Yucatán, que abre al visitante las puertas de la hacienda, ofreciéndole una cordial bienvenida.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí